El desarrollo del aeropuerto de El Palomar y la afluencia de gente de zonas aledañas incentiva la llegada de las marcas premium.

Llama la atención por su abundante arboleda y por el aroma de sus flores, que bien hacen mérito al nombre de este barrio de la zona Oeste del conurbano boanerense: Parque Leloir. En los últimos años, este pintoresco lugar del municipio de Ituzaingó se ha potenciado como un polo laboral, gastronómico y comercial. Un desarrollo que llega de la mano de importantes marcas.

Sin dudas, el progreso del corredor del Oeste sobre la autopista, por donde circulan 250.000 vehículos a diario en cada sentido, y los innumerables barrios cerrados que allí se establecieron, impactó en el aumento de locales que se construyeron sobre la avenida Martín Fierro, una de las principales trazas de la zona.

Y es, justamente en la intersección de esta arteria con la calle De los Reseros, donde se construye Solaria, un centro comercial que, entre sus características, se destacan aquellas vinculadas al desarrollo sustentable. El proyecto que integrará una planta de tratamiento cloacal con reutilización de agua para riego tendrá paneles solares para iluminación en sectores comunes exteriores y en su subsuelo un reservorio de agua pluvial reutilizable. Además ofrecerá un amplio espacio para bicicletas creando espacios de movilidad sustentable. En cuanto a la arquitectura, predominarán las texturas de madera, piedra y ladrillo, y tanto su circulación peatonal interna como las vistas de todos los locales se destacan por su luminosidad.

Crecimiento en el oeste

El nuevo paseo de compras, que planea inaugurarse en marzo próximo, contará con espacios comerciales y gastronómicos y un área de entretenimiento. Germán Tavella, director comercial del proyecto, explica que la inversión ronda los $100 millones y el valor del metro cuadrado de venta cotiza entre los US$3000 y US$5000, mientras que los de alquiler entre los US$10 y los US$20 mensuales.

“Parque Leloir es el lugar de mayor crecimiento del Oeste del Gran Buenos Aires. Esto sucede por muchas razones entre las que se destacan, el desarrollo del corredor del Oeste sobre la autopista, que globalizó el mercado local que hasta ahora no tenía un lugar comercial de referencia, ya que históricamente el crecimiento se había observado en el eje ferroviario”, cuenta Tavella. Y agrega: “El barrio donde mayoritariamente conviven las construcciones residenciales tiene el marco de un bosque añoso de 400 hectáreas, similar a la geografía de Cariló pero sin mar. Este lugar se transformó en una meca para las actividades deportivas al aire libre, con un circuito aeróbico que lo recorre. Muchas personas de la zona Oeste vienen a realizar sus actividades físicas y hasta a pasar un rato en familia”. Además, el desarrollador resaltó que: “este barrio se transformó en un polo laboral a gran escala, con un crecimiento exponencial de oficinas de jerarquía. En la actualidad existen unas 650 unidades entre terminadas, en obra o aprobadas”.

En la zona suele llegar gente tanto de Ramos Mejía como de General Rodríguez y Luján. Sin duda, uno de los principales motores de la afluencia del público es la variada oferta gastronómica existente, que se potenciará aún más con la llegada de las primeras marcas, muchas de las cuales ya reservaron su lugar en el próximo lifestyle center. Y en los últimos tiempos, se sumó otra ventaja para la zona: pues está a pocos minutos del aeropuerto de El Palomar.

Uno de los nuevos proyectos que se están construyendo en la zona

Por otra parte, Tavella contó a la nacion que están trabajando junto con otros emprendimientos en una iniciativa presentada por el Municipio de Ituzaingó para darle mayor identidad a la avenida Martín Fierro, mediante la mejora de la señalética, iluminación, seguridad, ordenamiento vehicular, y una unificación de la estética en todas sus veredas. “El mercado inmobiliario de los centros comerciales sigue dando señales de actividad y la generación de espacios de compras y consumo denominados centros de cercanía están ganando lugar entre las preferencias de inversores como alternativa a la volatilidad financiera y hasta del público en general que los elige para disfrutar del aire libre y del entorno mientras tiene la experiencia de compra”, enfatiza el director comercial del proyecto.

Otras de las propuestas que está dando impulso a la zona es Thays Parque Leloir, uno de los proyectos de usos mixtos más importante del Oeste del Gran Buenos Aires en el que se destinarán US$70 millones. El complejo acaba de lanzar a la venta los ultimos locales comerciales con que contará el desarrollo.

El inmueble que estará inmerso en un bosque centenario y sobre un predio de 2,5 hectáreas, sobre la avenida Martín Fierro, incluirá además, un hotel Hampton by Hilton, una plaza comercial con la presencia del restaurant de American Cuisine Kansas, un gimnasio boutique con Spa gerenciado por Sport Club y un centro de convenciones para 500 personas. El complejo se completa con un sector de oficinas que cuentan con membresía al business center y a los amenities del hotel; y un condominio de residencias premium, Thays

Gustavo Romay, CEO de la desarrolladora que lleva su apellido afirma que están seleccionando marcas y que ya recibieron varias ofertas de compañías del rubro gastronómico de reconocido renombre: ”Nuestros locales cuentan con 300 m2 y están ubicados en lo que será el Norte de la zona Oeste. Parque Leloir es un lugar aspiracional de este oeste, tiene un look and feel similar a una villa veraniega y se ubica en un punto equidistante a los principales generadores de demanda de la zona. Además, tiene acceso inmediato a dos autopistas: Acceso Oeste y Camino del Buen Ayre”.

En cuanto al complejo comercial, se desarrollará sobre y con vistas hacia la espacio central, con dimensiones de una plaza de escala urbana, de unos 80 por 80 metros. Estará compuesto por 12.000 metros cuadrados cubiertos y semicubiertos de locales y sumará, además una manzana completa de espacios parquizados y forestados para transición peatonal, diseñados con amplios ventanales y decks que ofrecerán vistas de integración con el bosque circundante y playground para niños.

El complejo, que también es comercializado por Lar Propiedades, Julio Carfi Propiedades y Bernstein Propiedades, despertó mucho interés,. La propuesta comercial no solo completa la oferta del emprendimiento, sino que también resolverá una demanda insatisfecha que tenían los residentes del área que hasta ahora necesitaban viajar hacia la zona de grandes centros comercial como General Paz y Panamericana, San Isidro y Martinez para realizar las compras. De hecho, varias marcas han confirmado su ubicación, Además de del hotel y Kansas Grill & Bar; se sumarán SportClub, Negroni, Lupita Mexican Bar, ApartCar, y una marca de origen local llamada Herminia Infusiones & Bar, entre otras opciones.

Además, desde Romay Desarrollos Inmobiliarios proponen una búsqueda estratégica de locatarios, debido a que los locales se venden y entregan con renta asegurada ya que primero trabajan en los contratos de alquiler y luego se comercializan. La selección busca no generar competencias por rubros y al mismo tiempo se proponen mantener un buen nivel de marcas. Entre los servicios con que contará el centro comercial se destacan una entidad bancaria de primera línea, un gimnasio y un market en formato express para cubrir la necesidad de los residentes del condominio de viviendas y de la población de la cercanía. Además de los espacios gastronómicos también están contemplados comercios como peluquería, alquiler de autos, agencia de viajes y una librería con centro de copiado e impresiones. También cuenta con un local que se convertirá en el showroom de una automotriz de segmento alta gama. “En este momento estamos comercializando el área comercial de locales gastronómicos donde le ofrecemos al inversor un negocio de renta con contratos de locación firmados con marcas premium. Estos locales tienen una superficie total que van desde los 260 m2 hasta los 1060 m2 cuyos valores se comercializan entre los US$3500 y los US$4000 más IVA por metro cuadrado. Asimismo, las oficinas AAA con pisos que oscilan entre los 52 y los 250 m2 se ofrecen a valores de venta desde los US$2600 hasta los US$3000 más IVA dependiendo de la ubicación”, concluye Romay.

Por Leandro Murciego y Alejandra Noseda, Lunes 12 de noviembre de 2018
Publicado en el suplemento Inmuebles comerciales e industriales del diario LA NACION
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Etiquetas:  

Comments are closed.